Una ley para frenar las tarifas: “No es que son caras, no las podemos pagar”

Jueves 12 de Abril de 2018 · 09:30


Agrupaciones de consumidores, comerciantes, gremiales y Apyme apoyaron en Santa Fe el proyecto que busca congelar el precio de los servicios a noviembre del año pasado. Fue presentado con 15 firmas de legisladores. “Ya no sabemos de dónde rascar”, graficaron

Representantes de organizaciones que defienden los derechos de usuarios y consumidores, junto a dirigentes sindicales, de comerciantes y de pequeños y medianos empresarios nucleados en la Multisectorial Rosario viajaron este miércoles a la ciudad de Santa Fe para apoyar el proyecto de ley que frena la suba de las tarifas de los servicios y propone retrotraer los valores a fines del año pasado en Santa Fe.

Del encuentro realizado en la Legislatura participaron nueve de los 15 legisladores que firmaron la iniciativa y se comprometieron a impulsarla en el recinto. Buscarán que se trate sobre tablas este jueves. De lo contrario, volverán a la carga a partir del 1° de mayo con las sesiones ordinarias.

El proyecto cuenta con el apoyo de los diputados justicialistas Leandro Busatto y Silvia Simoncini, entre otros, Héctor Cavallero, además de Rubén Giustiniani y Silvia Augsburger (Igualdad y Participación), y Carlos Del Frade y Mercedes Meier (Frente Social y Popular).

Juan Jose Sisca, presidente de Apyme Santa Fe, valoró la presencia de diversos sectores sociales y políticos que entienden "que no damos más con estas tarifas imposibles de pagar y todos estamos muy preocupados".

El titular de los pequeños empresarios señaló que más allá de los tarifazos lanzados desde el gobierno nacional “en el caso de agua y luz, el responsable es el gobernador de la provincia Miguel Lifschitz” (por la EPE y Assa).

“Acompañamos el proyecto de ley para que se congelen las tarifas a noviembre del año pasado y que este año no haya aumento. Y que a partir del año próximo no supere las pautas salariales”, dijo Alberto Múñoz, titular de de Unión de Usuarios y Consumidores. 

“Ya no es que las tarifas son caras, no las podemos pagar”, graficó más temprano el dirigente.

Alberto González, del sindicato de los pasteleros, profundizó el concepto: “No sabemos de dónde rascar para afrontar estos gastos que venimos sufriendo con estas boletas de agua, gas y luz”.

“Tenemos algunos comercios que han cerrado y todos se van a achicando: nos llegan boletas que no podemos afrontar”, coincidió Diego Rubio, de panaderos, y añadió: “Pero además estas boletas les llegan a los vecinos de toda la cuadra y antes un vecino que dejaba 6 ó 7% de sus salarios para cubrir el gasto de la casa, hoy le lleva 20, 25 ó 30% y no les queda plata para gastar en nuestros comercios”.

Sisca aclaró que más allá de los tarifazos lanzados desde el gobierno nacional “en el caso de agua y luz, el responsable es el gobernador de la provincia” (por la EPE y Assa).

Sisca aseguró que ya hablaron con Lifschitz porque este problema es “una bola de nieve que iba a explotar y está explotando en este momento”. Por eso, señaló que la posibilidad de pagar las boletas en cuotas "no sirven porque se te van sumando” y su reclamo es dar marcha atrás con los últimos incrementos. “Es una decisión política”, apuntó.

Fuente: Rosario3