No pudo ser.Argentina Sub-20 cayó ante Mali en los octavos del Mundial de Polonia en un duro final desde los penales después de ponerse por delante en dos ocasiones y acariciar el triunfo hasta el alargue de la prórroga. Los de Batista se despiden de nuevo de una cita mundialista antes de lo pensado, algo que, desde hace años, se ha convertido en lo habitual cuando hablamos de los pibes de la Sub-20.

Tras llegar a la final del Sudamericano Sub-20 -cayendo ante Ecuador-, la Albiceleste llegó al Mundial con las máximas expectativas, logrando pronto su pase en la fase de grupos con una goleada sobre Sudáfrica y un triunfo convincente ante Portugal, lo que le permitió rotar a la mayoría de titulares en la tercera fecha, con derrota intrascendente ante Corea.

Ya en los octavos, pese a que se puso por delante gracias al tercer gol de Gaich en cuatro partidos en Polonia, Mali igualó tras el descanso, llevando el encuentro al tiempo extra, donde entre Barco y un defensor africano volvieron a darle ventaja pero el tanto de Konte en el alargue llevó el pase a los fatídicos penales. Ahí acabó el sueño después de que Chancalay errara el suyo.

Esta decepción no hace sino sumarse a una larga lista que va creciendo desde que la Sub-20 campeonara en los mundiales de 2005, en Holanda, con Leo Messi como gran estrella en un plantel en el que estaban Agüero, Biglia, Zabaleta o Ustari, y dos años más tarde, en Canadá 2007, con el propio Kun como estrella indiscutible en un equipo con Di María, Zárate, Banega o Fazio.

Desde entonces, ya son seis participaciones mundialistas que acaban de forma prematura.La Sub-20 ni siquiera fue al Mundial de 2009 después de finalizar sexta su participación en el Sudamericano Sub-20, clasificando tercero al de dos años después, en Colombia.Lamela, Iturbe o Pereyra lideraron la participación de la Albiceleste en 2011, que acabó en los cuartos de final, cayendo en los penales ante Portugal.

Un nuevo fracaso llegó en 2013, cuando no pasaron de la primera fase del Sudamericano que se jugó en Argentina, quedándose fuera del Mundial de Turquía 2013. Ya en 2015 y tras campeonar en el Sudamericano de Uruguay previo al Mundial, la Albiceleste, con Ángel Correa, Pavón o Gio Simeone como caras visibles, no pasó de la fase de grupos, algo que tampoco logró dos años más tarde, en Corea 2017, con Lautaro Martínez y Marcelo Torres como hombres destacados.

Polonia 2019 ha sido, por lo tanto, la última de una larga lista de desilusiones que empiezan a hacerse costumbre en un combinado llamado a llegar lejos en cada competición. Veremos si el Mundial de 2021 trae mejor suerte.