A Partir del mes de Mayo, los días sábados de 15 a 17 horas comienza el taller ojos de dios. El Taller será dictado por María Asunción Ángeles Calvo, y sólo te pide como elementos

Para inscribirse comuníquense con Casa De La Cultura al 4936013 de 8 a 20horas.  Palitos de brochette y un hilo grueso.

Actividad libre y gratuita.

Una forma primitiva del tejido de estrella, que se parece al “atrapasueños”, el Ojo de Dios (Tzicuri) se teje hoy en día por los indios huicholes en México. La idea es usar colores brillantes para que sirvan como un ojo protector (especialmente para los bebes) y para traer la buena suerte. Fácil y rápido, estas decoraciones son atractivas como un acento dramático y único en la pared o como móvil en el cuarto de tu hijo.

Los Ojos de Dios son hechos con hilo y palos por la gente nativa de México y América del Sur. Los nativos americanos del suroeste de los Estados Unidos adoptaron este tipo de tejido más recientemente, y el patrón básico que he utilizado con mayor frecuencia en mi propio trabajo son los mandala de ocho lados de los navajos.

Estas instrucciones no están destinadas a enseñar cómo construir un solo ojo en particular, sino más bien para demostrar las técnicas que se pueden utilizar para improvisar y crear su propio diseño único.

Suministros que necesitarás:

-Palos – Los puedes encontrar con muchos nombres como por ejemplo: Lollipop, Cake Pop, Palos de artesanía, clavijas de madera, etc. Los puedes encontrar en tiendas de cotillón, Incluso puedes hacer un ojo de dios con palos que encuentres en la naturaleza.

Hilo, lana o como lo llames, de los colores que elijas.

Tijeras adecuadas para el corte de hilo, o la que tengas a disposición.

Una aguja de coser – una aguja grande con un ojo lo suficientemente grande para que la lana quepa a través de él.