Los looks de Juliana Awada son siempre esperados, más todavía en el marco de la cumbre del G20 que se desarrolla en el país. Es que, además de su presencia, sabe sorprender e impactar, sin alejarse de lo previsto para su rol.

"Ella tiene una estética clásica, relajada y chic. Encuentra el equilibrio entre lo neutro y los detalles de moda y más jugados", resume la asesora de imagen Yamila Pica, directora de la escuela de capacitación Plushlamour.

Awada, con un vestido tipo portafolio floreado, y Brigitte Macron, con un traje blanco, durante la primera reunión de la cumbre del G20 (EFE/Juan Ignacio Roncoroni).

Por ejemplo, en el primer encuentro del G20 -con Mauricio Macri, Emmanuel y Brigitte Macron- se destacó con un vestido portafolio en un rosa muy suave, con un estampado delicado y un largo irregular.  "Un modelo femenino y muy adecuado para su papel de primera dama. Además, el color es uno de los tonos Pantone -un sistema que anticipa las tendencias- para 2019", explica Pica.

La recopilación de sus looks anteriores también da que hablar. Su catálogo más informal incluye trajes de cortes impecables, conjuntos donde el foco está puesto en el estampado y el tipo de tela y jeans y zapatillas.

El outfit de Awada. Un vestido floreado y en tonos pasteles le dio una imagen fresca y adecuada para su estilo en su primera aparición en el G20. (AP Photo/Natacha Pisarenko).

En cambio, para galas o presentaciones más formales, elige vestidos que privilegian lo simple o prendas que adelantan algo de las tendencias, siempre de diseñadores nacionales. El punto casi excluyente es que en cada outfit incorpora un detalle que sale de lo previsto y que acapara la atención.

"Se destaca por verse delicada y fresca. Incorpora accesorios de moda, evitando los excesos y teniendo en cuenta el outfit completo", describe Laura Malpeli de Jordaan, asesora de imagen y directora del estudio de asesoramiento Styletto.

El primer encuentro del G20 entre Juliana Awada, Mauricio Macri, Emmanuel y Brigitte Macron fue una lección de estilo.

El primer encuentro del G20 entre Juliana Awada, Mauricio Macri, Emmanuel y Brigitte Macron fue una lección de estilo. (REUTERS/Agustin Marcarian).Juliana Awada, con traje de lúrex en la bienvenida al presidente chileno

En cuanto a los colores, el off white y los tonos claros son opciones preponderantes y, de acuerdo a la opinión de las expertas en imagen, más que acertada. "Da un mensaje de claridad e imparcialidad", subraya Pica. Estos dos atributos son valores que toda persona con influencia política quiere transmitir.

Juliana Awada y Brigitte Macron, adecuadas para el momento. (AFP)

El resto de su estética también está cuidada y pensada. Para los acontecimientos más formales, suele llevar zapatos en punta o sandalias de líneas net, que aportan sofisticación.

Las primeras damas apuestan al azul pálido: ¿pura coincidencia?

Con la primera dama canadiense, Sophie Gregoire Trudeau, Awada mostró un conjunto informal e impecable. (REUTERS).

Con la primera dama canadiense, Sophie Gregoire Trudeau, Awada mostró un conjunto informal e impecable. (REUTERS).

Mientras que el maquillaje bien suave y únicamente con la incorporación de sombras sutiles y el rubor en marrón y el pelo suelto o con recogidos sencillos suelen dar un buen punto final.

Traje celeste y clutch rojo, una combiación única y más que acertada. (AFP)

El veredicto de los expertos siempre es favorable y en este G20, seguramente reconfirmará los elogios.

fuente: Clarín