Con la cotización debajo de $43, surge crítica al "dólar electoral". Cuanto durará?

Viernes 5 de Julio de 2019 · 09:40

La caída del dólar, en una economía que acumula inflación de 36% desde el inicio del plan económico, lleva a advertencias sobre un posible ajuste brusco

Todo comenzó con la estabilización del tipo de cambio -a partir del guiño del FMI que habilitó al Banco Central a utilizar reservas para intervenir en el mercado y evitar así un nuevo salto disruptivo del dólar-, pero no fue lo único que cambió.

Lo cierto es que la situación se fue alineando a favor de las aspiraciones de la Casa Rosada.

El escenario internacional, que había sido agresivo contra el país (y el resto de los mercados emergentes), se dio vuelta y ahora juega a favor de la paz cambiaria. La "buena onda" se esparció por otras variables. Algunas financieras, como el descenso del Riesgo País o la rebaja de las tasas de interés, y otras políticas: la mejora del oficialismo en las encuestas y el acuerdo con Europa, en el marco del siempre amable G20.

Un país cuya sociedad sufre por los efectos de la recesión pero en el que no existe ningún tipo de violencia completa el cuadro, a poco más de un mes de las Primarias.

Existe, sin embargo, una contracara de esta faceta de "amor y paz". Un lado B del que se habla poco, en voz baja, pero que va ganando en intensidad en los corrillos económicos y financieros.

Concretamente: la probabilidad de que este esquema pacífico -que de por sí luce precario, prendido con alfileres- termine de manera abrupta. Que haya un nuevo sobresalto que retorne la situación a foja cero.

La mirada de los economistas y los bancos de inversión se posa en lo que vaya a suceder con el precio del dólar, sobre todo luego de las últimas jornadas en las que la cotización registró nuevas caídas nominales que llevaron al billete por debajo de los $43. Esto, incluso, hizo que algunos expertos comenzaran a pedir algún tipo de intervención gubernamental para frenar el retroceso.

Un plan efectivo, pero con fecha de vencimiento
Parece extraña esta preocupación cuando hace apenas dos meses y medio el dólar minorista superó los $47, pero así es la dinámica de la volátil economía argentina.

La estabilidad ganada fue trabajosamente buscada por el Gobierno. Lo explicitó Guido Sandleris apenas asumió en el Banco Central, al plantear un plan consensuado con el Fondo Monetario Internacional en base a un esquema muy duro basado, en un histórico apretón monetario. Algo que se terminó de asentar hace dos meses, cuando Donald Trump atendió la línea directa con su amigo Macri y habilitó al BCRA a intervenir en el mercado, algo hasta ese instante vedado.